Explanada situada en suelo urbano, especialmente apta para el regocijo de los niños, el paseo de los perros y el aparcamiento de los desesperados conductores que, hartos de no encontrar otro lugar más adecuado para su vehículo