Desaparecer de la vista. Irse de un sitio.